DESCUENTOS Y TIENDA PARA EL VIAJERO
Superar una ruptura sentimental viajando
(relajaita aca mirando) Día 20: casada conmigo misma.

Cómo superar una ruptura sentimental viajando

Consejos generales para tu viaje de empoderamiento

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Hola amigue, ¿Tu pareja te acaba de dejar? ¿Has sido tú quién no podía más? ¿Quieres tomarte un tiempo para descubrir qué os falta (u os sobra)? ¿Habéis planeado unas vacaciones ultra románticas y él nunca cogería el avión dejándote a tu suerte en un país a 16000 kilómetros de tu casa?

A mí me ha pasado esto último, aterricé y recibí su llamada diciéndome que no podía venir porque tenía un evento importante; pero que me quería mucho. Iba a pasar un mes completamente solo. Tenía dos opciones, empoderarme o grabar stories de Instagram llorando y buscar vuelos de vuelta. ¿Qué creéis que hice?

Cómo superar una ruptura viajando
Llorando en Bangkok.jpg. Por cierto seguidme que quiero ser influencer @coreacruise

El caso es que los vuelos estaban muy caros y afortunadamente decidí quedarme. Los dos primeros días fueron un drama y vagaba por la ciudad en shock, no quería comer, me costaba dormir… ¿No seré yo una drama queen? Pero a partir del tercer día decidí que no iba a lamentarme más, tenía que disfrutar a tope de la experiencia y en los millones de horas de escalas para volver ya haría balance de la situación.

Cómo superar una ruptura viajando
Mascarilla del demonio. Y me hice una mascarilla porque el corazón roto siempre, pero piel seca jamás.

Así que me armé de valor, descargué varias apps de contactos, cotilleé por Internet qué se podía hacer en ése remoto lugar; y me propuse a mí mismo no decir que no a ningún plan que se me propusiera.

Del disfrute ya os hablaré en futuras entregas, pero ahora vamos a centrarnos en cómo sanar sus corazones.

1. Pasos a seguir para superar el desamor

1.1. Cambiar el chip

Al principio por mi cabeza lo único que pasaba era que sin él nada tenía sentido, que no iba a disfrutar, y en muchos momentos, incluso que no podría hacer nada. Y no sólo respecto al viaje, me daba mucho miedo afrontar el resto de mi vida sin él. Sin embargo pasé un mes fantástico, en el que me di cuenta de lo equivocado que estaba; no le necesitaba para nada de eso.

Nunca me había parado a pensar en lo mucho que dependía de la gente, no sólo de mi pareja; y no tiene nada de malo apoyarte en tu entorno para solucionar cualquier imprevisto, pero hay que saber diferenciar entre aprovechar oportunidades para facilitarte la vida y dar tanta relevancia a alguien como para que el día que te falte no tener recursos o la confianza suficiente como para valerte por ti misme.

Puede que si él hubiera venido lo hubiese pasado mejor o hubiera hecho más cosas, pero también puede que no. Lo importante es que yo solo hice un viaje inolvidable y lleno de momentazos.

Cómo superar una ruptura sentimental viajando
Bolas de dragon. Conseguí las bolas de dragón y todo

1.2. Autopercepción objetiva

Empecé pensando que no podría sobrevivir ni al viaje ni a la ruptura; pero estando en otro país que no conoces hasta pedir comida se convierte en una prueba de seguridad en uno mismo. Ir superando cada reto de supervivencia te va devolviendo la autoestima perdida tras el fracaso amoroso.

También conocí gente maravillosa, con la cual aún mantengo contacto, algunos te suben la autoestima porque intentan ligar contigo; a otros les cuentas tu vida y tus experiencias, y sus reacciones te hacen valorar cosas de ti que quizás nunca antes te habías planteado.

Lo más gracioso de todo esto es que algunas de esas cosas que concluí tras la experiencia se las contaba a mi ex o a mis amigas y todas coincidían en que eran cosas súper obvias que me habían dicho mil veces. Pero quizás necesitaba estar en un momento de vulnerabilidad para poder empoderarme.

Cómo superar una relación viajando
Dragones kawaiis. Lo más bonito de esta foto no son los dragones, soy yo.

1.3. Relaciones sociales

Muchas veces nuestros círculos de amigos, vecinos, barrio… están muy relacionados con nuestras parejas, o nos recuerdan a ellas. Descontextualizarse y afrontar la situación en un escenario nuevo, con personas desconocidas hace que sea más sencillo hacer un simulacro de vida sin él.

Hay mil formas de conocer gente, ya las analizaremos próximamente; y lo bonito de esa situación es que puedes omitir todo tu drama, o puedes contarlo y desahogarte. Depende de tu personalidad te vendrá mejor una cosa u otra. Lo peor que puede pasar es que esa persona desconocida a la que seguramente no vuelvas a ver jamás piense que estás loca; y lo mejor que os hagáis súper amiguis con beneficios y visitéis templos por el día y te ofrezca hacerte fisting por la noche (basado en hechos reales)

Lo bueno es que no tienes que escoger sólo una opción, puedes contarle a uno tu drama, a otro hacerte la misteriosa… Y vas probando qué te hace sentir mejor. Desde luego las opciones son mucho más numerosas que quedándote en casa con tu vecina preguntando por qué hace días que no le ve.

Además, cuando viajas con alguien es muy habitual ceñirse a una planificación y no tener el modo supervivencia aventurera activado. En solitario, sin embargo, estás más abierte a relacionarte y la gente que conoces te enseña partes de la ciudad o la cultura que seguramente pasarías por alto.

Viajar para superar una relación
Amigos taiwaneses. Me hice súper amigui de estos Taiwaneses, y nos fuimos de fiestón. Me invitaron a su hotel, a Taiwan, y si les presiono un poco me invitan a donde sea… Eran muy buenas personas.

1.4. Disfruta de tu libertad

Aunque arriba os digo que yo era bastante dependiente, también es cierto que teníamos una relación bastante sana en cuanto a que teníamos libertad de hacer lo que nos apeteciera sin necesidad de que el otro viniera. Por ejemplo, a él no le gustaba ir de fiesta, y yo salía todos los sábados.

Así que este punto es el que menos me impactó, pero poder hacer lo que te apetece sin tener que dar explicaciones a nadie será algo que muchas personas puedan disfrutar tras la ruptura. Y ¿qué mejor que en un lugar en el que no tienes ninguna obligación?

 

2. Consejos generales para tu viaje de empoderamiento

  • Escoge un lugar en el que sepas que puedes relacionarte con la gente. Si no sabes inglés, ve a un lugar hispanohablante.
  • No es obligatorio pero ayuda mucho a desconectar tener un huso horario que dificulte la comunicación con tu entorno.
  • Ve aun sitio con amplia oferta cultural pero no planifiques mil actividades. Habrá días que estarás de bajón y no te apetezca hacer nada. Y eso no es malo, al contrario, aprovecha el tiempo para indagar qué es lo que te hace sentir así.
  • Escoge el sitio al que siempre hayas querido ir. Te lo mereces.
  • Date muchos caprichos.

 

3. El balance final 

En el vuelo de ida esperaba tener un viaje súper romántico con mi novio, lo que me encontré al final fue una oportunidad de enamorarme de mí mismo. Descubrí que era capaz de todo lo que me propusiera, recuperé la autoestima que había perdido, me hice fuerte, conocí gente maravillosa… y todo esto descubriendo un país que siempre llevaré en mi corazón.

Una ruptura no es el fin, es el comienzo de tu nueva vida. Haz las maletas y escoge tu propia aventura.

Superar una relación estando de viaje
Afectadísimo. Día 10: súper atormentado por algo que ya no recuerdo.

💡 Quizás también te interese más información sobre Viajar solo