DESCUENTOS Y TIENDA PARA EL VIAJERO

Viajar Solo

Empecé a viajar muy joven pero no fue hasta los 30 que me lancé a la aventura de viajar sola. En esta sección, podrás encontrarás toda la información práctica que te pueda ser de ayuda además de muchos artículos de opinión basados en mi experiencia.

💡Quizás también te interese más consejos sobre viajar solo

Paseo marítimo de George Town, Penang

1. Empieza a planear tu primer viaje solo

Si tienes tiempo y tienes dinero para ir… ¿Por qué estás esperando a que alguien se una a ti y no te vas tú solo a la aventura? Al fin y al cabo, cuando decides viajar solo… ¡todo depende de ti!

Vamos a ir analizando pasito a pasito qué va a ocurrir si decides empezar a viajar solo.

¡Lo sé! Suele dar vértigo, pero verás cómo no es tan difícil

 

1. Piensa en qué te apetece y cuándo quieres irte (cuánto tiempo).

Si hay algo de extremadamente positivo cuando empiezas a planear un viaje en solitario que es que todo depende de ti.

  • Haz una lista de lugares que te hacen soñar, pero si éste es tu primer viaje, trata también de ser realista y empezar poco a poco. Empezar con un viaje a la India, por ejemplo, podría ser un poco arriesgado.
  • En función del mes del que dispongas para viajar, piensa también en qué clima hará en el lugar que te gustaría visitar con las ventajas e inconvenientes que eso conlleva para ti.
  • Finalmente, si te estás iniciando, elige los días con los que crees que estarás cómodo. Si es tu primera vez, quizás con un fin de semana o 4 o 5 días sea suficiente para probar.

 

2. Siéntete libre para conocer a otros viajeros y a locales

Contrariamente a lo que uno puede pensar, cuando viajas solo… ¡Nunca estás solo!  “¿Y no te aburres?” es una de las preguntas más recurrentes que me hacen. Creo que cuando estás solo te fija muchísimo más en lo que se rodea y todas tus experiencias se vuelven mucho más intensas.

Pedir que te saquen una foto o que te vigilen el equipaje es una buena forma de entablar conversación con otros viajeros que veas solos y a los que quieras acercarte. Cuando viajas en grupo se crea inconscientemente una burbuja a vuestro alrededor y eso muchas veces marca una cierta distancia entre tu grupo y el mundo exterior.

Al estar solo también te verás más obligado a mezclarte e interactuar más con autóctonos y cuando la gente te ve “solitario”, la gente tiende a romper el hielo con muchísima facilidad (incluso más si eres una chica porque no te tienen miedo).

Así que como puedes ver, es muchísimo más fácil conocer a gente de lo que parece (incluso, a veces, puede resultar agotador tanta interacción). Desgraciadamente, ya no estamos tan acostumbrados como lo pueden hacer los niños, por ejemplo…

Una de mis recomendaciones, si te sientes inseguro, es tener un contacto Couchsurfing o un guía autóctono para no sentirse tan desamparado por estar solo en un país. Estos locales, además, te darán buenos consejos sobre dónde ir o no ir (información que pocas guías pueden darte) y, si te alojas en hostels, otros viajeros con los que compartas cuarto pueden seguramente compartir contigo buenos trucos sobre la ciudad.

 

3. Podrás centrarte más en tu destino

Cuando viajas solo, te sumerges muchísimo más en tu destino al estar libre de distracciones. Todo se centra en ti, todo se vuelve más reflexivo y, sobre todo, tu principal preocupación es disfrutar de tu momento vital.

Al volver de mis viajes en solitario, no sólo he disfrutado del lugar, sino que incluso me he sentido más llena, feliz y orgullosa de haber podido vivir nuevas experiencias, haberme vuelto a poner a prueba y haberme superado de nuevo… Abre tu mente y déjate llevar.

 

4. Podrás mimarte

Como gestionas tú tu tiempo, siempre habrá momentos sólo para ti mismo: para descansar, leer, relajarte, según te vayas sintiendo. Al principio, puede que te resulte extraño porque nos pasamos la vida acelerados, pero ¡Después de probar, te aseguro que se convierte en algo adictivo! Hoy en día, en nuestras vidas, todo va tan rápido, que ¡apenas tenemos realmente momentos para nosotros y cuando, de repente tienes tiempo para ti, no sabes muy bien qué hacer con él!

Viajar sola, para mí, es una sensación de paz sin igual. Desconecto totalmente de mi rutina al menos durante gran parte del día (Facebook addict). Cuando estás acompañado lo pasas bien, pero de otra manera. Viajar solo resulta más introspectivo. Personalmente, aprovecho para dedicarle tiempo a todos esos libros o discos que no he tenido tiempo de escuchar durante mi día a día.

 

5. Podrás disfrutar de lo que te gusta

Tendrás la sensación de aprovechar muchísimo mejor tu día porque no tendrás que hacer nada que no te guste (ni perder el tiempo en esperar a nadie). Todo se centrará en tus propios intereses. ¿Te apetece irte de aventura? ¡Te vas! ¿Quieres parar y descansar un par de días en la playa? También lo podrás hacer.

Muchas veces, cuando viajas con más gente, la convivencia puede ser dura. ¡E incluso acabar con vuestra amistad!

Cuando viajas solo y no hay momento en los que hay que discutir sobre dónde ir. Decides tú directamente qué te apetece visitar o qué no, cuando hacer descansos o cuándo regresar al hotel para descansar.

 

6. Te sorprenderá descubrir que hay más gente buena que mala

Aunque pueda sorprenderte, los locales normalmente suelen ayudar muchos más a los viajeros que están solo. Supongo que es cuestión de empatía. Mucha gente se identifica contigo y quiere ayudarte como les gustaría que les ayudasen a ellos en una situación similar. En estos 10 años que llevo viajando sola, siempre me sorprende ver la generosidad con la que me han tratado todas las personas con las que me crucé en el camino. Éste es uno de los principales motivos por los que animo a todos a probar esta experiencia.

Aunque es cierto que siempre hay especialistas en timos para turistas, mi experiencia durante estos años me ha demostrado que quizás la gente viene a darte menos el coñazo al verte solo porque no acaban de entender si eres un turista o vives allí (los viajeros solitarios no llamamos tanto la atención). De hecho, creo que incluso me han ayudado más al verme sola y perdida, jajaja.

De todas formas, aunque este blog te anima a viajar solo, es muy probable que muchos de estos puntos de esta lista son comunes a una experiencia de viaje en compañía. Sin embargo, desde un punto de vista práctico, está claro que viajar solo te permite decidir totalmente, viajar como a ti más te gusta.

Insisto también en que no tienes por qué descartar seguir viajando con tu familia, amigos o pareja. Viajar solo es simplemente otra opción. 

La próxima vez que te apetezca viajar, decide simplemente qué tipo de experiencia buscas, qué sensaciones te gustaría experimentar sea solo o acompañado. ¡Hay miles de factores que influyen en tu experiencia: cada viaje es un mundo!

 

No deja de sorprenderme la cantidad de chicas que aún a día de hoy me escriben fascinadas con mis aventuras. “¡Jo, qué valiente eres!” “¡A mí también me gustaría hacer lo mismo!” “¿Cómo lo haces?” “¿No te da miedo?”

Sé por las conversaciones que habéis mantenido conmigo, por vuestros mails, vuestros comentarios que vosotras también estáis ahí, deseosas de vivir grandes aventuras y, sobre todo, que os apasiona viajar.

¿Rondas los 30 y ya no estás para hacer locuras ni andar de mochilera? ¿Ahora mismo no tienes pareja y todos tus amigos están “arrejuntados” así que no tienes a nadie que quiera viajar contigo?¿No eres rica? ¿Te da miedo?

¡NO PASA NADA! Vamos a ir despejando dudas sobre esto de viajar sola paso a paso.

 

2.1. Las viajeras solitarias no somos tan valientes

No, no somos valientes sino que tenemos dos dedos de frente. Como siempre digo: ¿a qué no te meterías en un callejón oscuro en tu pueblo, en París o en Singapur? ¡Pues eso! Hay que ir con cuidado por la vida y punto pero ten claro que de pasarte algo, puede pasarte aquí o en cualquier lugar…

 

2.2. Las viajeras solitarias no tenemos edad

Si algo he aprendido en estos cuatro últimos años que viajo sola es que NUNCA ES TARDE PARA EMPEZAR. ¡Ojo! Yo nunca había viajado sola anteriormente así que fui pasito a pasito, saliendo de mi “zona de confort” a mi ritmo. Primero fue un fin de semana en el País Vasco, luego cuatro días en Venecia, luego una semana por Praga, Budapest y Viena… y luego ya me fui 10 días por la India. Lo cierto es que, ahora mismo, cuando miro atrás, me siento orgullosa de haberme enfrentado a mis miedos. Todo este recorrido ha supuesto para mí una gran SATISFACCIÓN PERSONAL.

 

2.3. Enfréntate a tus miedos

Ten muy claro que las barreras sólo te las pones tú. Hoy en día no es tan difícil viajar como en el pasado: las mujeres lo tenemos igual de fácil que los hombres (aun más si tienes una tarjeta de crédito que pueda estar ahí para rescatarte de lo que sea además de un buen seguro de viajes). Deja de ponerte excusas tontas porque como decía mi abuela: “Todo tiene solución excepto la muerte”. Y sí,siempre hay una primera vez y da miedo y, una vez que des el paso, ya verás como no es para tanto.

 

2.4. Para viajar, ¿hay que ser rico?

¡Otra excusa más para no viajar sola! Si eres abierta de mente y eres flexible, el mundo es tuyo. Puedes encontrar auténticas gangas e incluso me atrevería a decir que durante algunos de mis viajes, ¡he gastado menos que estando en casa! Además hoy con sistemas para recibir alertas de ofertas de viaje, compartir coche, de alojamiento gratuito o intercambio de casa.

 

2.5. Soledad es mi amiga

Mucha gente me pregunta si me aburro cuando viajo sola y ¡os diré que para nada! ¡Siempre vuelvo agotada! Primero, porque la gente interactúa mucho más contigo y te ayuda un montón (es lo bueno de que te vean como una chica indefensa, jejeje) así que te pasas el día socializando (intenta dejar atrás tu timidez y vete desarrollando tu lado más extrovertido). Por otro lado, como mando yo, pues si no me gusta algo me voy y si me gusta, ¡pues me quedo! ¡Así de fácil! Finalmente, como comenté antes, por temas de seguridad, tienes que estar más atento a todo y lo cierto es que los pequeños momentos de tranquilidad que puedes tener, son momentos muy bonitos de introspección, momentos perfectos para meditar y para conocerte. 🙂

¡Dejad de soñar!¡VOSOTROS TAMBIÉN PODÉIS! Proponeros una pequeña meta y ¡A por ello! No tenéis porque plantearos un viaje muy difícil o muy lejos para empezar. Id a poquito. Os aseguro que no os arrepentiréis.

 

3. Viajar solo: todo lo que necesitas para empezar

3.1. Destinos recomendados

Aquí encontrarás recomendaciones de todo tipo para decidir dónde irte solo/sola de vacaciones. Desde destinos para principiantes hasta países recomendados según tus gustos.

 

3.2. Consejos para viajar solo

Si ya te has decidio a dar el paso, aquí encontrarás consejos, recomendaciones, herramientas, todo tipo de recursos que podrán ser muy útiles para empezar tu aventura en solitario.

 

3.3. Agencias especializadas

¿Quieres empezar a viajar solo, pero necesitas un poco te ayuda? No te presiones, se puede viajar solo de muchas formas. En esta sección encontrarás todo tipo de listados de agencias de viajes adaptadas a tus gustos y necesidades que organizan viajes de todo tipo. Afortunadamente, el mercado nos ofrece cada día más opciones de viajes para personas solas

Código ético

Los enlaces o las menciones a marcas que incluyo en estos artículos han sido introducidos porque creo que pueden tener interés para el lector. TODAS las opiniones y experiencias recogidas en mi blog son REALES y ÚNICAMENTE mías.

 

3.4. Gente con quien viajar (Foro)

¿No quieres ningún viaje organizado? En este blog también encontrarás un foro para buscar a gente con quién viajar.
Deja tu plan de viaje en alguno de los debates que están abiertos y espera a que alguien se anime a unirse a ti. ¡Espero que encuentres por aquí tus compañeros de viaje!

Quiero viajar por Europa
Quiero viajar por Asia
Quiero viajar por África
Quiero viajar por América
Quiero viajar por Oceanía

 

3.5. Viajes de estudios

Si te estás buscando información para estudiar idiomas en otro país, estás planteándote mandar a tu hij@ a estudiar el bachillerato fuera o si estás pensando en acabar tu carrera universitaria o realizar un máster en el extranjero, aquí encontrarás una serie de artículos que te podrán ser de gran ayuda.

 

3.6. Trabajar viajando

¿Viajar es tu pasión y tienes claro que quieres que forme parte de tu vida? En este apartado iremos colgando posts sobre cómo trabajar viajando, hablaremos de empleos con los que podrás viajar y también de la realidad y los falsos mitos de trabajar como nómada digital hoy en día.

 

3.7. Inspiración

Aquí encontrarás dos tipos de artículos. 

Por un lado te encontrarás con pequeñas reflexiones personales mías. Viajar solo es descubrirse, tiene lugar una cierta introspección que me lleva a filosofar

 

Por otro, entrevistas a viajeros y a asociaciones que me han llamado mucho la atención y que espero te sirvan de inspiración. 🙂

 

Actualizado el 02/02/2020