1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Aquí tenéis el resumen de mis tres días y medio por la ciudad de Los Ángeles. A pesar de hacer miles de cosas, y que sea muy divertido reconocer muchos escenarios de las famosas películas de Hollywood, confieso que la ciudad no me acabó de enganchar. Probablemente  para encontrarle el encanto y disfrutar de su gran multiculturalidad haya que vivir en ella. A mí, desde luego el tiempo no me llegó a nada y sólo me pareció una ciudad bastante superficial y caótica en general.

💡 Quizás también te interese esta información sobre Estados Unidos

1. Cuándo viajar a Los Ángeles

Febrero: Mes de los Óscars y, por lo tanto, el mejor momento para ver famosos.

La temporada alta suele ir de abril a septiembre (cuando mejor tiempo hace) y la baja de octubre a marzo (cuando llueve más).

¿Cuándo te recomiendo yo ir? Pues cuando encuentres maravillosas ofertas con la compañía de Fly Level (la nueva compañía Low Cost) de Iberia. Aquí podrás leer mi experiencia con esta aerolínea.

El metro de Los Ángeles

El metro de Los Ángeles

2. Cómo moverse por Los Ángeles sin coche

Quizás no me haya convencido esta enorme metrópolis porque visitarla sin coche es bastante complicado. Por increíble que parezca esta ciudad está exclusivamente pensada para aquellos que tienen vehículo propio.

El transporte público es prácticamente inexistente y las distancias (a pesar de ser una campeona del pateo) a veces resultaron inalcanzables.

La mejor forma de moverse es el metro. Es bastante nuevo pero, desgraciadamente, tiene muy poquitas líneas por ahora. Aquí puedes descargarte el Mapa del MetroRail de Los Ángeles.

También hay buses pero la ciudad es tan enorme que se hacen muchas paradas, por lo que lleva horas (literalmente) ir de un lado a otro en autobús. Sin embargo, muchas veces no encontraréis ninguna otra opción ya que aún no hay metro a todas partes. Aquí podéis consultar todas las líneas de Metro Bus.

Nunca pensé que coger taxis en una ciudad sería lo más fácil y económico. En Los Ángeles todo el mundo usa la app Uber. Si sois varios, será, sin duda, la mejor opción pero, si viajáis solos como en mi caso, ¡No os preocupéis! En Estados Unidos, la red de transporte privado ha lanzado la opción Uber Pool hace ya unos años (recientemente estrenada en España) y casi todo el mundo lo usa. Esto te permite compartir los gastos de taxi con gente que va en el mismo trayecto que tú. Me salvó la vida porque los traslados me salían así muy baratos. Incluso os lo recomiendo encarecidamente tanto para bajar como para subir al aeropuerto (aún no existe línea de metro que conecte el aeropuerto con la ciudad).

💡Recordad que en Estados Unidos, siempre hay que dejar propina. Para los viajes en taxis se suele dejar un 15% del total y un par de dólares más si os van a ayudar con la maleta.

Autobús turístico de Los Ángeles

Haz clic en la imagen para más información

Tarjeta Go Los Ángeles

Haz clic en la imagen para más información

3. Qué ver en Los Ángeles,  barrio a barrio

3.1. Hollywood

Empecé mi viaje por California con una excursión por diferentes estados. El punto de salida era Los Ángeles, así que antes de arrancar hacia los parques nacionales, el primer día nos dejaron pasear unas horas por Hollywood que está bastante apartado del resto de Los Ángeles como podéis ver en el mapa más arriba.

Lo cierto es que aunque fue muy divertido ver Paseo de la Fama y ver el famoso Dolby Teatre, el Teatro Chino de Grauman’s, esta avenida no tiene mucho más. En apenas 30 minutos ya tuve la sensación de haber tenido suficiente. Podéis si os interesa visitar su museo de cera o, al menos, divertiros con las estatuas que tienen en la entrada como hice yo, jejeje. Desde su centro comercial podréis ver a lo lejos el enorme letrero de Hollywood.

Excursión por Hollywood

Haz clic en la imagen para más información

3.2.  Los Estudios de Cine: Visita a Universal Studios

Si Los Ángeles es famoso por algo, está claro que es por el Cine. En la ciudad tenéis bonos que os permiten visitar los tres estudios: Warner Brothers, Sony Pictures y Universal Studios. No dejan de ser enormes parques de atracciones y visitar los tres me parecía excesivo por lo que me decanté por este último a raíz de las recomendaciones que me hicieron varias personas que conocían Los Ángeles.

Para llegar a Universal Studios,  la forma más fácil de hacerlo es ir en metro ya que tiene parada propia (Universal City). Una vez allí, hay que caminar un poco (todo viene muy bien indicado) y encontraréis unos buses gratuitos que subirán la colina para dejaros delante de la puerta (al salir no hay buses para bajar, tenéis que ir caminando hasta la parada de metro).

Los precios empiezan a partir de los 90 dólares (unos 80 euros) pero también  podéis comprar pases para entrar a primera hora y evitar colas (aunque yo creo que las hay a todas horas del día). Os recomiendo comprar la entrada por Internet y llevarla impresa ya que os ahorraréis mucho tiempo en la entrada. Dentro del parque tenéis un sinfín de lugares para comer para todos los gustos y todos los bolsillos.

A pesar de ir sola, me lo pasé como una enana: la recreación del universo Harry Potter, Jurassic Park, los Transformers, los Simpsons, The Walking Dead y los Minions para los más peques. Lo que más me gustó fue la parte más “cinematográfica” en la que con un pequeño tren (World-Famous Studio Tour) puedes ver viejas reliquias de varias películas míticas, pasar junto a los estudios en los que se siguen grabando (esperando poder ver algún famoso) y ver muchos platos que siempre están listos para rodar como calles de Nueva York, calles del lejano oeste, estaciones de metro abandonadas, la casa de Psicosis, el escenario apocalíptico de la Guerra de los Mundos, el muelle de Tiburón o la zona residencial de Wisteria Lane (Mujeres desesperadas).

Además de las atracciones fijas, también tenéis siempre señalizado en varias esquinas del parque los horarios a los que van a empezar otros espectáculos puntuales como el que vi con mascotas del cine.

💡 El tour de los trenes es en inglés pero a las 11.30 y 13.30 lo hacen también en español.

Entrada para Universal Studios

Haz clic en la imagen para más información

3.3. Las playas de California: de Malibú a Venice Beach

Tenéis metro hasta Santa Mónica y tras caminar unos 20 minutos os encontraréis de frente con las enormes playas de la ciudad. A vuestra derecha iréis en dirección a Malibú. No fui hasta allí porque básicamente me indicaron que sólo se pueden ver bonitas mansiones frente a la playa. De frente, te encuentras con el muelle de Santa Mónica (Santa Monica Pier) me recordó muchísimo Coney Island a las afueras de Nueva York: atracciones, norias, puestos de perritos y un montón de souvenirs de la ruta 66 que finaliza allí.

Hacia la izquierda, se extienden la playa de Santa Mónica y Venice Beach. Ni corta ni perezosa me puse a pasear hacia allí. Venice no parecía estar tan lejos hasta que… ¡tardé una hora y media caminando a velocidad media! (menos mal que llevaba protector solar).

A lo largo de la playa, iba encontrarme con todos los estereotipos que podemos tener de un lugar como este: casetas de los vigilantes de la playa, varios parques dedicadas a los Mr. Muscles (dicen que ahí entrenaba Schwarznegger de joven), canchas de baloncesto, yoguis, surfistas y sobre todo, una pista reservada para bicicletas y patinadores rodeada de palmeras.

De repente, cuando entras en Venice Boardwalk, el ambiente cambia. Te encuentran con muchos más puestos callejeros, paredes llenas de grafitis, empieza a oler a incienso y te encuentras con un montón de artistas y hippies vendiendo sur arte e incluso increíbles actuaciones callejeras para divertir a la multitud que por ahí pasea.

Sin embargo, si te diriges a las calles paralelas al paseo te encuentras con un mundo totalmente diferente. Venice, que lleva ese nombre por sus canales, es un barrio residencial tranquilo y bohemio con un montón de casitas tan perfectitas que recuerdan la canción Barbie Girl de Aqua.

Tour por las playas de California

Haz clic en la imagen para más información

3.4. Los miradores de Los Ángeles: El Observatorio de Griffith y el Getty Center

La mayoría de la gente se decanta por el famoso Observatorio Griffith, inmortalizado en Rebelde sin causa con James Dean. Me quedé sin verlo por falta de tiempo y porque decidí decantarme por el Getty Center que  me parecía una oferta mucho más completa.

Este centro está formado por el enorme Museo Getty, unos preciosos jardines, un centro de exposición y el instituto de fundación. Aquí te dejo un mapa del Centro Getty para descargar para hacerte una idea de lo enorme que es.

La entrada al museo es gratuita y la visita merece totalmente la pena no sólo por las interesantes obras que están en su interior sino también por su impresionante arquitectura. Nos podemos encontrar esculturas de la antigua Roma y Grecia, obras de Miguel Ángel, Rembrandt, Degas, Goya, Van Gogh, antiguos manuscritos, fotografías, piezas contemporáneas. ¡Arte para hartarse!

Las vistas al atardecer me parecieron espectaculares con semejante entorno. Nos encontramos más alejados de Downtown y sus rascacielos (del centro de Los Ángeles) pero desde el Getty Center se puede también ver las colinas de Bel-Air y de Beverly Hills (barrios principalmente residenciales), las arterias principales a la ciudad en la que podemos alucinar con los 6 carriles llenos de coches en cada sentido. Incluso podemos intuir a lo lejos el mar.

Otro de los motivos por los que recomiendo esta visita también son los jardines no sólo por lo estéticos que resultan sino porque recuerdan el Mediterráneo con hasta 300 variedades de plantas, permiten disfrutar aún más de la arquitectura de este conjunto de edificios y están salpicados de bonitas estatuas.

Me pasé toda la tarde allí pero si os gusta el arte es un lugar en el que uno puede pasar totalmente el día (me quedaron los edificios de la sede y de las salas de exposiciones temporales por recorrer).

💡¿Cómo llegar al Getty Center? Yo fui incapaz de llevar en bus hasta allí a pesar de las indicaciones así que al final recurrí a mi querido Überpool. Los taxis te dejan en la parte baja de la colina y luego el propio centro dispone de un pequeño tren para subir.

3.5.  Downtown

¿Cómo llegar al centro de Los Ángeles? Mi recomendación es que te bajes en la parada de metro de Pershing Square.

Confieso que el centro de Los Ángeles me decepcionó bastante. Arquitectónicamente me pareció bastante caótica y, una vez más, muy poco orientada a los peatones. En Pershing Square os encontraréis con el monumental hotel Millenium Biltmore construido en 1923 en el que se hospedaron numerosas estrellas del Hollywood clásico y en el que se han rodado escenas de películas como “El Golpe”, “Los Cazafantasmas”, “Chinatown” o “Vertigo” entre muchos otros. ¡Una pena no tener los 200 dólares que vale la habitación para poder visitar su interior!

Desde Pershing Square, a 10 minutos caminando te encontrarás el Grand Central Market que fue una gran recomendación que me hicieron en el hostel. Este enorme mercado de comida internacional es un lugar con un ambiente muy chulo e informal en el que podréis degustar cualquier tipo de gastronomía del mundo. Todo es extremadamente fresco (la gente entra y sale sin parar). Sólo tendréis que pelear un poco para encontrar una mesa para sentaros, descansar un rato y almorzar algo rico y barato.

A 10 minutos del mercado, os encontraréis con el Museo de Arte Contemporáneo (The MOCA), el Museo de Arte moderno (The Broad) y finalmente el Walt Disney Concert Hall diseñado por Frank Gehry. No he tenido tiempo a visitar su interior pero está claro que arquitectónicamente hablando,  ha sido mi rincón preferido de Los Ángeles.

A 10 minutos de ahí, os encontraréis Grand Park, una explanada verde, que lleva nuestra mirada hasta el espectacular Ayuntamiento de Los Angeles (Los Angeles City Hall).

3.6.  Beverly Hills y el cementerio de Westwood

Durante mi último día en Los Ángeles, decidí acercarme la famosa avenida Rodeo Drive, que se encuentra en el famoso barrio de Beverly Hills, conocidos tanto por películas como Pretty Woman como por series varias. Esperaba encontrarme con el glamour que pueden tener calles como los Campos Elíseos en París o las Galerías Vittorio Emanuele de Milán pero nada más lejos. Nos encontraremos con anchas avenidas con coches de lujos aparcados y alguna calle peatonal un poco más cuidado pero, tras un breve paseo por allí, enseguida me cansé. Lo único destacable ha sido descubrir que ahora también existe en esta avenida un Walk of Style con las huellas en cemento de los diseñadores de moda más importantes del planeta.

Pero mi segunda visita, sí que me compensaría haberme desplazado hasta allí. Gracias a ayuda valiosísima de David de Cuaderno de Viaje, me dirigí hasta Pierce Brothers Westwood Village Memorial Park. E insisto en darle las gracias ya que nadie me había hablado de este precioso cementerio, ni tampoco lo había encontrado en ninguna guía. Incluso resulta complicado encontrarlo ya que no está señalizado y hay que acceder a él entrando en el garaje de un rascacielos  lleno de oficinas. Me llevó una hora de reloj encontrarlo. Más abajo podréis encontrar el lugar en el que tenéis que meteros para acceder a él.

Así que me vi prácticamente sola en este camposanto en el que están enterradas grandes figuras del cine como Billy Wilder, Dean Martin, Jack Lemmon, Burt Lancaster (al que fue incapaz de encontrar) Nathalie Wood, Walter Matthau… e increíblemente Marylin Monroe. Me sentí profundamente afortunada por visitar un lugar tan especial como este sin ningún turista, sin embargo, por otro lado, me inspiró muchísima tristeza que grandes figuras como estas apenas reciban homenajes como ocurre en otros grandes cementerios del mundo.

Tras mi viaje, este ha sido el mejor mapa que he podido encontrar del Cementerio de Westwood.

 

Cementerio de Westwood

Cuando estéis en Wilshire Blvd, tenéis que meteros hasta el fondo de este aparcamiento que véis a la izquierda para ver el cementerio (no hay ninguna otra entrada!

Pierce Brothers Westwood Village Memorial Park and Mortuary

La solitaria tumba de Marilyn…

4. Dónde dormir y dónde comer en Los Ángeles

En esta ocasión me alojé en un hostel en pleno centro de Hollywood. Recomiendo totalmente el Walk of Fame por su ubicación, los amplias que son sus habitaciones y lo amable que es su personal. Si tuviese que ponerle alguna pega sería que está en un primer piso sin ascensor (y unas escaleras muy empinadas así que mejor no ir muy cargado) y que sus cocinas se hacen muy pequeñas a la hora del desayuno (aunque éste es copioso, es difícil moverse entre tanta gente hospedada y encontrar un rinconcito dónde sentarse).

Si vas a tomar a tomar un vuelo temprano, te recomiendo que te quedes en un hotel junto al aeropuerto ya que se tarda prácticamente una hora para llegar hasta allí siempre y cuando no haya atascados. Los alojamientos más “económicos” se encuentran en el pueblo El Segundo. Yo estuve una noche en Fairfield Inn & Suites by Marriott (lo más barato que encontré en esa zona por unos 100 euros/noche) y fue más que correcto para un hotel de este tipo.

¿Dónde comer? La Costa Oeste es cara. Si quieres que comer bien, tienes que pagarlo. Si te planteas un viaje Low Cost como lo fue en mi caso, tuve que tirar bastante de súper (afortunadamente los hosteles en los que estuve, tenían cocina) y de comida rápida (ese el principal motivo de los índices de obesidad de Estados Unidos. Una hamburguesa suele ser más barata que una manzana). Tras dos semanas por allí, os aseguro que me aficioné a la fresca y deliciosa comida mexicana y japonesa que fue lo más “sano” que me pude encontrar por aquellos lares.

Reserva en BookingDescuento Iati Seguros

 

 

 

 

5. Vídeo: 5 curiosidades sobre Los Ángeles

💡 Recuerda contratar Seguro de viaje para viajar a Estados Unidos.

💡 Quizás también te interese esta información sobre Estados Unidos

 

Este post posee enlaces de afiliados, es decir, que cuanto compres a través de ellos, el precio para ti no se verá incrementado pero yo recibiré una pequeña comisión por parte de la empresa. ¡Este dinero me ayuda a seguir viajando! ¡Muchas gracias!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.