Warning: file_exists(): File name is longer than the maximum allowed path length on this platform (4096): /usr/home/viajedemivida.es/web/wp-content/plugins/-zz11kfhs4v6e1g05b1eg1rmoawn2398cnu5a80pr4rgpb-7zzy311vsq1wjee86-zutq3gr0fvnc2n73zhvczj0dvbi6czfrphuomd0133ip982eoue9vptme0o8b9azgxe4-0mmdxvyk65uqpkcbrwq50f4e89tfp01kphrvti8cfnumplv3142oufc47uzlnl0mdy2w2qck99daoz68vqty0n37i11fq6-yvks14nv7z6-zutq3gsm54jf28g60ot-b8e16utc67frzytthpqytihfce7mn1l0mdy2w2qckfe-rs2a8irpftk85dd-hv4ky0tsxxlz1z6-zutq3gsm54jf28c60ot-b8e16utc67frzytthpqytihfck7msx12ohy4jbi657uclorhyurrxwk2-k-dov49yiun2yq38c3m0ot-b8e150n828brmwukbrh-8vodb7fu-6t6b43sb8fpbn71zh2464i4j2fc4e7mhy2a6ukgaws5d85elv6h-qko65o0a8g67oa11gssw4j86j83yys0vgs1lli7b-7zzys15g-z8pbfk6nuspl97p-0j22fcdeu700azxvn53sfb992xn2f7qkmy3px18e6phukbrh-8vn46fbrmm56axhqw4lc765uqpkybvhdqlpbuz6rzwtt3utdv22lu7d2zhfh6ukre4q15fddgmrfxtqj1zq5deabnvl0vgs1lli82ff3yys44hm15v8-cg6-zutqcgw1o9lyqnut2p21ovjoou2l0n71rpl93pnjaxlzedc1lmff8pqmfpfz8k0gmo4taxhqw4lc6jfzmm427jikw4inj7gtfp01kfhmwic-8rnm06t8b4ps3ihl in /usr/home/viajedemivida.es/web/wp-content/plugins/heartbeat-control/autoloader.php on line 7Warning: file_exists(): File name is longer than the maximum allowed path length on this platform (4096): /usr/home/viajedemivida.es/web/wp-content/plugins/-zz11kfhs4v6e1g05b1eg1rmoawn2398cnu5a80pr4rgpb-7zzy311vsq1wjee86-zutq3gr0fvnc2n73zhvczj0dvbi6czfrphuomd0133ip982eoue9vptme0o8b9azgxe4-0mmdxvyk65uqpkcbrwq50f4e89tfp01kphrvti8cfnumplv3142oufc47uzlnl0mdy2w2qck99daoz68vqty0n37i11fq6-yvks14nv7z6-zutq3gsm54jf28g60ot-b8e16utc67frzytthpqytihfce7mn1l0mdy2w2qckfe-rs2a8irpftk85dd-hv4ky0tsxxlz1z6-zutq3gsm54jf28c60ot-b8e16utc67frzytthpqytihfck7msx12ohy4jbi657uclorhyurrxwk2-k-dov49yiun2yq38c3m0ot-b8e150n828brmwukbrh-8vodb7fu-6t6b43sb8fpbn71zh2464i4j2fc4e7mhy2a6ukgaws5d85elv6h-qko65o0a8g67oa11gssw4j86j83yys0vgs1lli7b-7zzys15g-z8pbfk6nuspl97p-0j22fcdeu700azxvn53sfb992xn2f7qkmy3px18e6phukbrh-8vn46fbrmm56axhqw4lc765uqpkybvhdqlpbuz6rzwtt3utdv22lu7d2zhfh6ukre4q15fddgmrfxtqj1zq5deabnvl0vgs1lli82ff3yys44hm15v8-cg6-zutqcgw1o9lyqnut2p21ovjoou2l0n71rpl93pnjaxlzedc1lmff8pqmfpfz8k0gmo4taxhqw4lc6jfzmm427jikw4inj7gtfp01kfhmwic-8rnm06t8b4ps3ihl in /usr/home/viajedemivida.es/web/wp-content/plugins/heartbeat-control/autoloader.php on line 7

Al igual que ocurre con los masajes tailandeses, una de las mayores atracciones del país es asistir a clases de cocina tailandesa. Tenéis miles de ofertas pero una vez más, quise buscar algo un poco diferente. Por este motivo, entre cientos de escuelas, me llamó la atención por Thai Secret Cooking School, un centro que se encuentra en el distrito de San Sai en Chiang Mai (no hay por qué preocuparse con el desplazamiento ya que una furgoneta se encarga de ir a recogeros a vuestro hotel).

thai-secret-cooking (1)

El mercado Sam Yaek en Chiang Mai

1. Thai Secret Cooking School

¿Por qué me decidí por ese centro? En primer lugar, porque era una clase con un número pequeño de asistentes y, segundo, porque a diferencia de muchas otras escuelas que sólo ofrecen aprender pad thai y poco más, en Thai Secret Cooking te ofrecen la posibilidad de elegir entre muchos platos diferentes y prepararlos de forma tradicional (recetas de la abuela, vamos).

thai-secret-cooking (7)

Jenjibre tailandés

thai-secret-cooking (8)

¿Huevos rosas? ¡Huevos fermentados!

2. Ingredientes del mercado de Sam Yaek y de la huerta

Empezamos la jornada, como debe ser, en un mercado local. En este caso, nos iríamos a uno de los mayores mercados de Chiang Mai, el mercado Sam Yaek. Nuestra profesora, May, primero nos dio unas nociones básicas sobre productos tailandeses que se repiten en muchos de los platos que iríamos a preparar y con los que no estábamos familiarizados. Lo que sí nos dejó claro aquel comienzo de esta clase es que los productos frescos son esenciales (casi nada de elaborados).

A continuación, nos trasladamos ya a la escuela y allí, los 7 alumnos nos fuimos con la profe armados de sombreros y cestas a la huerta ecológica que está en la parte trasera de la escuela para recoger más ingredientes para lo que íbamos a preparar.

El espacio de la cocina de la escuela es de lo más agradable. Tiene bonitos murales, está abierta al jardín y con vistas a los arrozales de la escuela. ¡Realmente idílico! Al regresar de recoger nuestra “cosecha”, allí ya nos habían preparado en nuestras respectivas mesas todo el material que utilizaríamos y nada de qué preocuparse en tomar notas ya que nos darían las recetas por escrito. ¡Lo importante era cocinar!

thai-secret-cooking (5)

El manejo del wok

3. Los secretos de la cocina tradicional tailandesa

Confieso que no se me dio excesivamente bien ya que era mi primera vez trabajando con un wok pero la profesora realmente supo guiarnos a todos a la perfección y también hacernos entender la gran importancia de los equilibrios en la comida tailandesa: el dulce siempre contrarrestado con lo salado, lo ácido, lo picante; las texturas suaves y crujientes… ¡Nada es casual aunque ese tipo de gastronomía pueda parecer sencilla! Es muchísimo más compleja de lo que parece.

Tras una primera ronda de platos a elegir – yo me decanté por preparar una sopa de pollo con coco y un pad thai, nos sentábamos todos alrededor de una cómoda mesa a compartir nuestros pequeños experimentos, comentar y, sobre todo, disfrutar de la comida que habíamos preparado.

thai-secret-cooking (3)

Mis primeros platos de cocina tailandesa

A continuación, vendría la preparación de una pasta de curry y de un entrante. Una vez más, nada de trucos. Nos remitiríamos a las formas más tradicional de preparación: ¡Tostado de las especies frescas y un mortero, Señoras y Señores! Evidentemente como os podréis imaginar, los olores son totalmente diferentes y qué decir del sabor… Lo mismo ocurrió con el rollito de primavera que prepararía con verduras frescas. Nada que ver con lo que nos sirven nuestros amigos los chinos en España…
Medio grupo, que sólo había contratado media jornada, se despidió de nosotros y sólo quedamos entonces tres alumnos. Definitivamente me alegraría quedar más tiempo allí ya que, personalmente, me pareció que medio día se hace poco.

Seguimos la segunda parte de la clase hablando con nuestra profesora de la importancia de la frescura, de esos alimentos con sabores y olores tan particulares (algunos sólo disponibles en Tailandia), de la importancia de la presentación y del concepto del equilibrio de sabores y texturas. A pesar de que pudiese ser un impedimento para volver a reproducir luego nuestros platos, nuestra profesora y chef formada en Francia nos propondría otras opciones en caso de carecer de algún que otro ingrediente que no tengamos en nuestro país.

thai-secret-cooking (4)

Elaboración tradicional de leche de coco

5. Preparación de leche de coco casera

Como guinda sobre el pastel, se nos explicó paso a paso la preparación de la leche de coco… ¡Desde abrir la cáscara del coco! Estuvimos “aprendiendo” qué diferencias hay entre el verde y el marrón, cómo abrirlo sin matar a nadie, cómo se utilizaban antiguamente unos banquitos tradicionales con rallador y finalmente cómo se extrae su leche. ¡Una vez más, qué diferencia entre la recién hecha y la envasada!

Aquella leche de coco serviría para preparar nuestro último plato de la tarde y otro gran clásico de la comida tailandesa: el mango sticky rice. Tras cocer este tipo de arroz glutinoso y añadirle color con una flor típica de la cocina tradicional, le añadiríamos nuestro coco sin olvidar a volver a jugar con el equilibrio y los contrastes…

 

6. Conclusión

Siento deciros que no os daré ninguna de las maravillosas recetas que nos entregaron al acabar el curso porque son secretas y, desde luego, mi experiencia con Thai Secret Cooking ha sido espectacular. No sólo me divertí sino que me fui muy satisfecha a casa: Thai Secret Cooking School es una opción genial no sólo para aprender a cocinar comida tailandesa sino también para conocer más acerca de la cultura tailandesa.

thai-secret-cooking (6)

Increíble sticky rice 100% casero

 

Una Respuesta

  1. Enrique

    La comida Tailandesa me parece una de las mejores del mundo, justo por lo que cuentas. Parece de elaboración sencilla, sin embargo juega y combina texturas y sabores como casi ninguna otra en el mundo.

    Ya he estado en dos ocasiones en este país y sin duda repetiré la experiencia 😉✈️

    Responder

Deja un comentario