Hace un par de fines de semana, aprovechando mi ponencia en el EcomSanxenxo, aproveché para quedarme en el Hotel Carlos I Silgar en Sanxenxo. ¡Todo un descubrimiento! Me pareció, por lo general, un hotel con muchísima clase y dónde, a la vez, te hacen sentirte como un rey. El hotel se preocupa por los clientes y organiza varios servicios adicionales de lo más variados (como yoga, meriendas, catas, actividades deportivas, por ejemplo) dentro de sus instalaciones amplias y variadas. Hay prácticamente de todo: salas de eventos, gimnasio, pista de tenis, un parque infantil, dos piscinas – una interior y otra exterior, etc.

hotel-carlos-i-silgar hotel-carlos-i-silgarUbicación

Es difícil ver a primera vista el hotel ya que está resguardado. Se accede a él a través de una rampa. Está a tan sólo 5 minutos a pie de la mismísima playa (de hecho, se ve el mar desde las terrazas del hotel) y a 10 minutos andando de las estaciones de buses y tren de Sanxenxo. El pueblo de Sanxenxo es muy conocido en Galicia como lugar de veraneo: preciosas playas, bares, cafeterías y tiendas. No se necesita nada más para poder relajarse… ¿O quizás sí? Pues, había que aprovechar los increíbles espacios del hotel y romper con la estacionalidad. Por ese motivo, para poder disfrutar del relax durante todo el año, se creó un spa.

hotel-carlos-i-silgar hotel-carlos-i-silgarLa habitación

Las habitaciones tienen una pequeña terraza con vistas al mar. Mi habitación me dejó anodada nada más entrar por su elegancia y la increíble sensación de lujo. ¡Todo ello sin dejar de ser muy acogedora! Se nota una gran atención al detalle.

Las instalaciones del spa

El spa se encuentra en la segunda planta baja del hotel ¡Basta con ponerse el albornoz y las chanclas proporcionados, enfundarse el bañador y el gorro y bajar en el ascensor!
Las instalaciones se distribuyen en varias salas separadas por un pasillo. La primera sala con la que nos encontramos es una piscina climatizada para aquellos a los que les apetezca simplemente nadar. Cabe destacar que el hotel posee también una amplia piscina exterior y tumbonas para cuando el tiempo acompaña.
A continuación tenemos una sala de tamaño medio en la que tenemos piscinas de agua fría y caliente, dos termas de diferentes intensidades, duchas de contraste y un jacuzzi todo ello rodeado de una decoración muy romana.
Al fondo del pasillo, se encuentra una sala con la piscina de chorros con una decoración semejante a la primera. Destacaría que es fantástica la existencia de barandillas para poder sujetarse y no salir disparado con la fuerza de los chorros como suele ocurrir, jejeje.
Finalmente tenemos una sala de relajación con unas 10 camas calientes. A la luz de las velas y con música relajante, es el lugar perfecto para finalizar el recorrido.
Existe además una gran variedad de tratamientos categorizados como Spa occidental, Spa Oriental y Spa del Mundo adaptándose así al gusto del consumidor. Como broche final, existe la posibilidad de subir a la tercera planta donde hay una pequeña terraza al aire libre con vistas al mar, el solarium, dónde tomar algo.
No hay ninguna zona del spa para niños pero existe un servicio de guardería en verano para niños de más de 4 años y además hay un parque infantil en el recinto.

El restaurante y la cafetería

Si tuviese que ponerle alguna pega al Hotel Carlos I Silgar sería su carta. El servicio fue excelente y la presentación de las mesas en el que, una vez más, se cuidan todos los detalles, es impecable. El menú que ofrecen es todo un festín pero, al constar de un aperitivo, dos platos y postres preferí mirar otras opciones para cenar. Tan sólo la carta no me pareció estar a la altura de todo la experiencia. Los platos aunque estaban ricos me parecieron muy básicos, demasiado sencillos en comparación con el nivelazo de todo el hotel. Me esperaba algo más gourmet.
El desayuno, que se sirve en el restaurante,  me pareció todo lo contrario: espléndido tanto por calidad como por variedad. Junto al restaurante también hay una cafetería de lo más acogedora en la que uno puede relajarse de múltiples maneras.

Balnearios de Galicia: Hotel Carlos I Silgar
Habitaciones9
Instalaciones7.5
Limpieza9
Ubicación-Transporte9
Personal9
Precio de los servicios añadidos7
8.4Nota Final

Deja un comentario