arde-lucus-lugo-galicia

Bella Castrexa 🙂

¡Obligatorio caracterizarse de romano!

El pasado fin de semana por fin iba a Lugo a mi primer Arde Lucus (llevaba años con ganas de ir). Conseguir indumentaria para la ocasión era cosa fácil porque durante nuestra adolescencia, tanto mi hermana como yo, estuvimos en el grupo de teatro escolar Sardiña por lo que en mi casa siempre hay vestjdos de romanas. 😀

Antes de nada, agradecerles a las dos Mónicas (la de A Estrada y la de Lugo) por este fin de semana tan estupendo. A Mónica 1 por presentarme a Mónica 2 y ser tan buena compañera de viaje como siempre. A Mónica 2 (y a su adorable familia) por ser tan amable y generosa con nosotras. ¡Volvimos encantados con los lucenses! La huelga de basuras preocupaba a todos en general pero gracias a la colaboración y civismo de los asistentes, no logró hacer sombra a esta Fiesta de Interés Turístico Gallego.

arde-lucus-lugo-galicia

Bello Romano

El buen tiempo nos acompañó durante todo el fin de semana. Nada podría habernos salido mejor.

El espectáculo “Duelo de Dioses” de Drakonia

Llegábamos el viernes por la tarde para vivir este festival de la historia que nos sumerge en la época romana desde los primeros segundos que uno aterriza en la ciudad: ¡su famosa Muralla, Patrimonio de la Humanidad, no pasa desapercibida! Las calles del centro estaban engalanadas para la ocasión y ya había bastante gente por allí. Aquella primera noche, asistimos a “Duelo de dioses”, ofrecido por la compañía Drakonia, y a pesar del cansancio, lo pasamos genial viendo este espectáculo que mezclaba teatro, humor, lucha y caballos.

Aunque la noche fuera joven, decidimos retirarnos a una hora prudente ya que al día siguiente habría un sinfín de eventos por toda la ciudad.

obelix-arde-lucus-lugo-galicia

¡Están tolos estes lugueses!

Un sinfín de actividades en Lugo durante todo el fin de semana

El Arde Lucus, que presentaba este año su XII edición, te hace vivir la ciudad. Cada 30 minutos empezaban actividades y espectáculos en diferentes lugares del centro: pasacalles, desfiles, ritos, gladiadores, olimpiadas…¡incluso bodas! ¡Emocionante y agotador como podéis imaginaros!

La verdad es que es bonito ver cómo los lucenses se vuelcan con esta fiesta y que, aunque alguna que otra persona no se caracterice para la ocasión, la gran mayoría, tanto niños como adultos, iban auténticos, de punta en blanco. Incluso fueron varios los que se atrevieron a ir a juego con su perro, a “customizar” el carrito del bebé o el patinete del niño, jejeje.

El sábado tampoco paramos y a la tarde, asistiríamos al espectáculo de gladiadores, “Circo Romano” de la compañía Legend. ¡Nos metimos tanto en las luchas que acabamos totalmente agotadas y afónicas! 😀

A la noche, como era de esperar, la ciudad (y los bares) se abarrotaron, llenando las calles de complicidades y muchas risas: es lo que tiene el alcohol e ir de romanos y “castrexos”.

Una fiesta muy divertida y recomendable que no debierais perderos si venís este próximo verano a Galicia.

 

Este post NO ha sido patrocinado. Los enlaces o las menciones a marcas que incluyo en este texto han sido introducidos porque creo que pueden tener interés para el lector. TODAS las opiniones y experiencias recogidas en mi blog son REALES y ÚNICAMENTE mías.

Deja un comentario